11 sept. 2017

A Debate #84 - Velas Literarias

Pues sí, ha llegado el momento. Después de mucho tiempo con este tema en la cabeza por fin me he lanzado a escribirlo.
Antes de nada decir que este debate no va en contra de los gustos de nadie así que por favor que nadie se ofenda.

Foto de Lawerson6 (Instagram del Blog Ciudad de Libros)

Hace no mucho las redes sociales, en especial Instagram, se han llenado de velas literarias que hacían referencia a distintos libros y que han supuesto todo un boom. Con este debate quiero daros mi opinión al respecto y, por supuesto, me gustaría que me diérais vuestra opinión sobre este tema.

Si os soy sincera mi opinión se encuentra dividida entre mi parte personal y la profesional. Os cuento ahora. 

Desde el punto de vista profesional, yo que me dedico al marketing digital, veo que estas empresas o personas que se dedican a vender estas velas han hecho un gran trabajo. Gracias a las colaboraciones y a bookstragram se han metido de una forma poco intrusiva, al menos al principio, en todo este mundo de la literatura juvenil en redes sociales.

No solo venden las velas como…bueno, velas, sino que también las podemos ver como el complemento perfecto para cualquier fotografía de bookstagram.

Pero, desde el punto de vista personal ya la cosa cambia. Para comenzar no soy una persona de velas, eso es algo totalmente subjetivo. Nunca me han llamado la atención y las poquitas que tengo han sido regalos y las tengo de adorno. Lo que si es cierto que últimamente me cansa ver tantas velas por todos lados.

Pienso que se han excedido y, el hecho de ver en tantas cuentas de bookstagram y en sus stories, velas y más velas me resulta cansino y agobiante. 

Foto de Lawerson6 (Instagram del Blog Ciudad de Libros)


Así que en resumidas cuentas, mi lado profesional piensa que han hecho una estrategia genial para hacerse conocer, dar visibilidad a un nuevo producto justo en su nicho de mercado (público objetivo) pero como usuaria de las redes sociales me cansa ya, demasiado bombardeo de velas.

Y vosotros, ¿Qué opináis? ¿Tenéis alguna de estas velas literarias que tanto se han puesto de moda?

6 comentarios:

  1. A mi es que me gustan mucho las velas, lo que me duele es el precio de algunas, que pienso que se pasan un poco peor bueno e_e a mi me gusta y las disfruto mucho^^

    ResponderEliminar
  2. A mí gustan, y quiero comprarme una; pero creo que se está yendo de las manos. He llegado a leer comentarios en Twitter de que no eres bookstragramer de verdad si no tienes velas literarias, que si no colaboras con alguna de estas empresas no vas a crecer en booktagram... Se les está subiendo bastante a la cabeza esto, y creo que se está creando un mal ambiente >.<

    ResponderEliminar
  3. hola! La verdad es que a mi me gustan mucho las velas porque me parece que crean un ambiente muy acogedor pero no entiendo esa necesidad de tener velas por todos lados y ser mejor lector por leer con velas! besos <3

    ResponderEliminar
  4. Siempre me ha gustado la vela como algo decorativo, para crear ambiente, pero a este boom de velas literarias no le veo mucho sentido. ¿De verdad te hacen gastar dinero en una vela aromática común que simplemente tiene una etiqueta alusiva a un libro? No me parece un gasto práctico. Y alegar que son un requerimiento para ser un "lector de verdad", bueno, lo tomaré como chiste. Como dices tú: obviamente el marketing ha funcionado.

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!
    Pues a mí ya me cansan, ¿qué quieres que te diga? xD Es lo único que vemos últimamente en instagram: tiendas de marcas y de velas. A ver, seguramente huelan de maravilla y la verdad es que son bastante cucas, pero hay que saber cuándo parar XD
    ¡¡Nos leemos!!

    ResponderEliminar
  6. Pues como no tengo Instagram, y yo acabo de descubrir este fenómeno hará como diez minutos en otro blog, a mí no me ha cansado todavía, pero entiendo tu postura. A mí las velas me encantan, y seguro que hay alguna que me gustaría tener y encender a ver si me transporta a esa lectura especial. Sin embargo, también pienso que el excesivo postureo no beneficia a la imagen de los libros. Es complicado.
    En fin, interesante entrada.

    ResponderEliminar