27 mar. 2014

A debate #7 - Libros Vs Realidad

 El debate de hoy está centrado en las expectativas que nos crean los libros en cuanto a la relaciones amorosas, y ya que yo soy una mujer, en cuanto a los hombres.

Mucha gente podrá decirme: " En las películas pasa igual" y sí, es verdad pero a mí, personalmente, me influyen mucho más los libros que las películas porque al leer llega un punto en el que tú mismo te crees que eres uno de los personajes. En una película sabes perfectamente que todo es ficción y te ves "fuera" de la historia.

Leo libros desde muy pequeña y, aunque no recuerdo cuál fue exactamente el primer libro con historia amorosa que leí, sí que tengo el recuerdo de haber leído sobre amor.
Después de leer tantas historias amorosas perfectas en las que los chicos siempre tratan genial a sus novias, en las que todo acaba bien y son felices para siempre creces pensando que la vida va a ser igual.
Conforme vas creciendo y lees historias un poco más adultas sigues con esa misma sensación de que en los libros todos los tíos son perfectos y, encima, están buenísimos. Si además ya te metes en literatura erótica dónde todo son dioses del sexo pues ve sumando expectativas.
Al final llega un punto en el que tú quieres eso, quieres una historia perfecta, en la que el chico sea todo lo que has leído en los libros, te jure amor y eterno y éste dure para siempre.
¿Cuál es el problema? Que luego todo eso es mentira.



Me he dado cuenta de que incluso cuando la gente lee un libro romántico que acaba mal, o que acaba de una forma más realista, a la gente no le gusta. Por ejemplo, Eleanor & Park, yo creo que de lo que más me gusta del libro es el final. Te deja con mal sabor de boca, sí, pero es real, es lo que seguramente te habría pasado si tuvieras la edad de los personajes.
Muchas veces cuando estoy leyendo algún libro en los que aparece una de estas historias pienso: es que es imposible que esto pase, nadie va a verte un día por la calle y va a empeñarse en conocerte y una vez te conozca vas a ser el amor de su vida y nunca, nunca os váis a separar.
Pero en el fondo, aunque piense eso, siempre tengo la esperanza de: ¿Y si...? Y ese el problema, que nos creamos falsas ilusiones y cuando conocemos a un chico tenemos unas expectativas que no coinciden con las reales.
¿Os habéis fijado lo fácil que resulta enamorarse de un personaje masculino de algún libro? Porque yo en tres segundos ya estoy coladita y sin embargo en mi vida real eso no me pasa, nunca. Y estoy segura de que a más de una os pasa lo mismo, que por cierto, hablo en femenino porque la mayoría de libros de esta temática suelen estar protagonizados por una chica pero seguramente algún chico se sienta igual con determinados libros.

Creo que deberían escribirse más libros románticos pero realistas, que te cuenten la verdad de la vida y del amor.
 Que no existen los dioses del sexo, ni los Daemon que dan la vida por ti a la vez que tontean dándote con el boli en la espalda en clase, y cuánto antes lo aceptemos, mejor.



                     ¿Qué pensáis vosotros? ¿Os sucede lo mismo?


16 comentarios:

  1. ¡Hola! Opino igual que tú jajaja
    Cuando leí 50 Sombras de Grey pensaba: este tío es perfecto, ¡lo tiene todo!, pero después leí Eleanor&Park y vi que los protagonistas no eran perfectos y me enamoré *-* me gustan los finales felices y de comer perdices pero, seamos realistas, los finales felices muy pocas veces existen.
    Yo, por ejemplo, ayer terminé Tengo ganas de ti y el final me pareció adecuado, como el de Eleanor y Park, que me gustó. Era lo que esperaba. Y al igual pasa con A tres metros sobre el cielo, los personajes no son perfectos -son muy guap@s pero no son perfectos- y ese puntillo hace que me gusten :)

    Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí a Tres metros sobre el cielo me da un poco de repelús xD He visto la película y no me llama nada la historia.
      Pero soy como tú, no me parecen reales las historias perfectas ni los personajes perfectos.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  2. Yo también soy de las que quería mi chico de libro, ¿por qué no pueden existir los Jem, los Jack o los Will en la vida real? Pero al final te das cuenta de que en la vida real existen chicos con imperfecciones pero que tampoco están mal jajaja
    Besos (:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso si consigues encontrar uno que, aunque sea imperfecto, sea perfecto para ti.
      El problema es que cada vez te vuelves más exigente y nadie te parece adecuado. Encima lees libros con tíos perfectos y obviamente tú quieres eso.

      Eliminar
  3. Creo que uno de los problemas que se puede llegar a tener, sobre todo si lee desde muy temprana edad, es idealizar a los hombres. Me explico, esto es como las princesas. Cuando eres pequeña tu padre siempre te dice que eres una princesa y como te lo dice tu padre, te lo crees. Pero cuando creces te das cuenta de que nunca has sido una princesa de cuento, sino una chica más que debe buscar su camino en la vida en el mundo real. Pues con los personajes masculinos literarios pasa lo mismo. Desde pequeña has leído que todos son perfectos así que piensas/crees que en el mundo real existen hombres así cuando no es cierto. Por eso, aunque no gusten, prefiero que los personajes tengan defectos, porque así los hacen más humanos y reales y es fácil identificarse con ellos y con sus vidas.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exactamente a eso me refería con esta entrada :D
      Vamos, no has podido reumirlo mejor.

      Eliminar
  4. Yo cuando leo un libro donde describen al personaje masculino como un ser perfecto, ya empieza a no gustarme. Seamos sinceras, en la vida real es MUY difícil dar con ese pack "completo". Cuantos más defectos tenga el personaje, más creíble es para mi. Tú pusiste el ejemplo de Eleanor&Park (libro que aún no he leído T_T), yo voy a ponerte otro ejemplo: La hermandad de la Daga Negra. No quiero soltar spoilers, pero ahí los personajes masculinos a pesar de estar buenos (como todos en este tipo de libros xD) tienen sus defectos físicos.
    Yo uso los libros para evadirme de la realidad, para sumergirme en otro mundo donde sé que pasarán cosas que en el real no. Si tengo un mal día, necesito un libro que me distraiga :D

    Saludos ^_^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, te entiendo. La verdad es que soy un poco hipócrita porque critico eso pero luego soy la primera en enamorarme platónicamente de los personajes pero es que están hechos para eso, es una maldición.
      En la realidad yo creo que es imposible encontrar a alguien así pero bueno, leeré los libros que me dices, que además ya leí una review tuya y me llamaron.

      Eliminar
  5. Coincido totalmente contigo, este mismo tema me lo he planteado dese hace muchos años. Y ya no digamos con Disney, donde hace unos años todo eran historias de princesas medio inútiles enamoradas de su príncipe. Por lo menos Disney ha evolucionado, sin embargo en el mundo de la literatura cada vez es más frecuente la relación perfecta sin rastro alguno de la típica rutina de la vida de una pareja.
    Por otro lado, nunca pasaría a leer libros basados en una relación real ¿por qué? Porque me aburriría completamente. Para eso ya tengo mi realidad y la de la gente que está a mi alrededor.

    Saludos ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En lo último no estoy de acuerdo contigo, está claro que me gusta leer sbre relaciones perfectas y morir de amor pero también me gusta leer historias reales como las que podría contarme mi mejor amiga. A mí al menos me pasa que cuando leo algo que puedo comparar con mi vida me doy cuenta de muchas cosas que estaba haciendo mal, o que estaba haciendo bien y que a lo mejor aunque otras personas me lo repitan mil veces no hago caso. No sé, es como que al verlo en el papel toma más peso para mí.

      Eliminar
  6. Estoy totalmente de acuerdo con tu entrada. Yo tengo muy claro que no es real, que no va a pasar, pero vivo muy feliz soltera y enamorándome de los personajes de los libros, por lo tanto, aunque existan todas esas expectativas, no quiero que dejen de escribirse historias de amor así, que para la cruda realidad, ya tenemos la vida misma. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tampoco es que quiera que dejen de escribirlas pero, sobre todo últimamente, noto un bombardeo de este tipo de historias.

      Eliminar
  7. Coincido contigo. Además, da igual cómo de imperfectos sean los hombres de ficción, porque siempre tienen algo que los hace muchísimo más perfectos que los de verdad.

    Saludos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que estés de acuerdo :D
      ¡Saludos!

      Eliminar
  8. Te entiendo completamente, siempre me ha encantado que los libros que lea tengan romance, es algo esencial, pero termino haciéndome falsas expectativas, me pasaría la vida esperando a un Will Herondale o a un Daemon si no fuera porque cuando veo a los chicos a mi alrededor, me doy cuenta de que las cosas no son como en los libros, y aunque en los libros los personajes tienen sus dramas y sus amores y desamores, es poco probable que en la vida real nos encontremos con esos finales perfectos, ese chico perfecto que siempre estará allí. Es tan triste.

    Autores, arruinando la vida amorosa de las lectoras desde 1234.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, es muy triste :(
      Lo peor es cuando crees que tienes lo mismo que en los libros y luego te das cuenta de que no, que no existe ni existirá.

      Eliminar